jueves, 19 de enero de 2017

3 por 1, con el Chili con carne: burritos y nachos machos.

Aprovechando las rebajas de enero presentamos tres recetas por una. A partir de un sabroso chili con carne, podemos hacer unos burritos y unos nachos, platos de la cocina de la frontera tejana-mejicana. Probablemente hayamos probado estos platos en restaurantes de comida rápida pero podemos hacerlos en casa mucho más ricos y tan fáciles que repetiremos seguro. Vamos primero con el chili con carne.



Ingredientes:
  • 1 cebolla grande
  • 2 ajos
  • 1 pimiento rojo grande o 3 medianos
  • 1 trozo de apio
  • 3 lonchas de panceta ahumada
  • 500gr. carne picada mezcla ternera y cerdo
  • 3 tomates
  • 1 lata de alubias rojas cocidas
  • 1/2 vaso de vino
  • 6 cucharadas de tomate frito
  • 1 guindilla (o 1/2 chili picante)
  • Pimentón picante, comino, orégano, sal, pimienta, aceite.


Primero hacemos un sofrito con la cebolla, el pimiento, el ajo y el apio, todo muy picado, en una sartén con un par de cucharadas de aceite.



Cuando la cebolla esté blanda añadimos la panceta troceada y seguimos friendo.


Añadimos la carne picada, comino, orégano, sal y pimienta y doramos a fuego fuerte.


Añadimos el pimentón picante y  los tomates pelados y picados


Cuando se haya absorbido el líquido de los tomates añadimos las alubias rojas cocidas.


Añadimos el medio vaso de vino y el tomate frito. Podemos añadir tomate triturado en lugar del tomate frito pero antes de las alubias y lo dejaríamos freír hasta tener una consistencia cremosa.


Como he dicho antes el punto es cremoso, probamos y rectificamos de sal o picante con un poco de Siracha o tabasco.

Podemos servir el chili con carne en un plato con nachos, queso y jalapeños para picar pero podemos presentarlo de otras dos formas.



Burritos de chili con carne

Picamos un cogollo de lechuga en juliana, al igual que media cebolla y unos jalapeños, nosotros metemos en vinagre unas guindillas y así tenemos para todo el año -tengo que poner esta receta también-


Rallamos un poco de queso chedar o algún queso suave que nos guste


Calentamos en la sartén sin aceite unas tortitas mejicanas y rellenamos con el chili, el queso, la cebolla y los jalapeños, un poco de lechuga y unas cucharadas de yogur natural, en nuestro caso kefir.


Nachos machos
Colocamos una capa de nachos en un plato, sobre estos ponemos unas cucharadas de nuestro chili con carne y queso rallado.


Ponemos otra capa de nachos, chili y queso y metemos en el horno a gratinar cinco minutos (dependiendo del horno)


Sacamos y servimos con unos jalapeños picados por encima o con un poco de pipirrana que los mejicanos llaman pico de gallo o unas cucharadas de guacamole, algo que lo aligere y le dé frescor.


Espero que os guste y que aproveche.

Gracias por seguirnos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada